Principios, tácticas y finalidades de Mujeres Libres

blancanievesMMLL

PRINCIPIOS

Mujeres libres agrupa a las mujeres, trans e intersexuales socializadas como mujeres, sin distinción de etnias ni edad, que sientan las inquietudes sociales y el deseo de una superación que haga de las personas seres sociales libres.

Para lograrlo, este colectivo luchará contra el machismo, el heteropatriarcado, la misoginia, la homofobia, la lesbofobia, la transfobia, la gordofobia y los cuerpos normativos y el androcentrismo.

Aunando esta lucha con la lucha contra la propiedad, la autoridad, el Estado, la religión, la paz social y todos los poderes que obstaculizan la total emancipación de las personas.

Somos un colectivo autónomo anarcofeminista, que se organiza en base a los principios de horizontalidad, asamblearismo, autogestión y apoyo mutuo.

TÁCTICAS

Para lograr estos objetivos recurriremos a la acción directa, la autoformación, el autoconocimiento, la sororidad, la propaganda por el hecho y la toma de decisiones autónomas y libres sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas.

Somos un espacio de visibilización, denuncia y  apoyo, desde el trabajo colectivo, a las mujeres, trans e intersexuales socializadas como mujeres que hayan sufrido agresiones machistas tanto dentro como fuera de los movimientos sociales, sin caer en el asistencialismo.

 FINALIDADES

Nuestra finalidad es la difusión de las ideas y la práctica feminista en los espacios anarquistas, siendo nuestro objetivo último la revolución social anarcofeminista.

¿Qué es la violencia? ¿Qué es la violencia machista?

Ni ama ni esclava

Violencia es gobernarnos, robarnos nuestra capacidad, quitarnos nuestra autonomía, limitarnos, gestionar nuestras vidas, nuestras mentes y nuestros cuerpos.

Violencia machista es quitarnos nuestra autonomía por el hecho de ser mujeres, limitarnos desde que nacemos para que no desarrollemos nuestras capacidades todo lo que podemos y queremos: limitarnos para que esperemos, que siempre esperemos en vez de hacer. Violencia machista es ser gobernada por el presidente, el líder, el patrón o el dios que toque…y por el padre, el “marido”, el compañero. Violencia machista es ser inferior ante quien debería ser un igual pero resulta que es hombre. Violencia machista es que cuente más SU opinión, que nosotras no existamos ni en la mente ni en el discurso ni en el lenguaje ni en los hechos de este sistema jerárquico. Violencia machista es que se nos eduque no sólo en ser obreras obedientes, sino en ser mujeres sumisas. Violencia machista es que los gobiernos se sientan con derecho de gobernar no sólo nuestra individualidad sino nuestro cuerpo por ser mujeres porque para ellos somos mera mano de obra gestando a la futura mano de obra; que los hombres se sientan con derecho a manipularnos y poseernos como una muñeca y que nuestro NO no importe.

Violencia machista es que no exista nuestro coño, que nuestra sexualidad se haya visto intencionalmente reducida y presentada en escaparate como dos tetas y un boquete que penetrar…violencia machista es que no exista nuestro clítoris y nuestro punto G. Violencia machista es toda la tecnología ortopédica, unida a toda una serie de sabios, disciplinas y saberes varios, que nos ha enseñado y nos ha hecho mujer a la medida del hombre: que nos ha moldeado como mujer en vez de dejarnos crecer como queramos.

Violencia es el trabajo asalariado, el robo de la fuerza de trabajo, la deshumanización como trabajadoras siendo sólo una herramienta más del sistema socioeconómico.

Violencia machista es trabajar asalariadamente, cuidar de hijas, personas dependientes y algún que otro caradura independiente, hacer la compra, la comida, limpiar la casa, poner lavadoras y aún así ser tiernamente comprensiva con ellos que vienen cansados de trabajar. Violencia machista es haber visto así años a nuestras madres sin que nadie las mirara y gritara BASTA. Violencia machista es cobrar menos que mi compañero de al lado, o cobrar lo mismo por trabajar mucho más. Violencia machista es aguantar no sólo el abuso de un chulo patrón, sino aguantar su mano en tu culo.

Violencia es la institucionalización de las luchas, vaciar su contenido, insertarlas en el sistema para desarticularlas.

Violencia machista es un discurso vendido como feminista para intentar callarnos que mantiene toda esta violencia machista. Violencia machista son tus chapas, quedároslas para intentar apuntalar vuestro ministerio cuando os lluevan las piedras el día de la revolución.

Siempre anarquistas, siempre feministas.

Mujeres Libres – Madrid

Es la hora de luchar: Nace Mujeres Libres en Madrid

Tras años como militantes anarquistas que hemos sufrido y luchado de forma individual contra los comentarios, comportamientos, actitudes y roles machistas que se dan en la sociedad y también en el ámbito libertario, en nuestras asambleas y por parte de nuestros compañeros; hemos decidido que es hora de organizarnos y crear Mujeres Libres.

Es hora de enfrentarnos de forma colectiva, de aumentar así la efectividad de nuestra lucha por visibilizar e impedir de forma tajante las actitudes machistas en la búsqueda activa de un mundo nuevo, que por ello tendrá que ser igualitario, feminista, habiendo desterrado por fin al patriarcado de nuestras vidas como la jerarquía social que es. Luchamos codo con codo cada dia, con igual tesón y honestidad, por lo que exigimos un igual trato y una igual consideración. No vamos a dejar que nos degraden a ser objetos sexuales, que nos adjetiven y nos prejuzguen por nuestra apariencia ignorando lo que realmente aportamos en las asambleas y en la calle ni que nos tachen de histéricas y dramáticas cuando defendemos con vehemencia igual que nuestros compañeros nuestras ideas.

Asimismo, es hora de organizarse para que ninguna compañera se sienta sola. Ser un grupo de lucha pero también un grupo de apoyo para todas quienes han sufrido el patriarcado algunas veces en su cara más dura. Nos autoorganizamos para luchar y para poder seguir luchando.

Por ello recuperamos una organización, históricamente libertaria y vinculada al movimiento libertario, dada la necesidad urgente que hemos visto de atacar al patriarcado y a toda autoridad, recordando insistentemente que no se puede considerar la autoridad ignorando el patriarcado ni viceversa.

Juntas creamos, juntas luchamos y juntas crecemos, crecemos aprendiendo las unas de las otras y construyendo nuestra autodefensa, práctica y teórica. Porque nunca nadie hizo nada por nosotras, porque incluso quienes recorren el camino por la libertad ponen piedras en nuestro camino, porque somos fuertes y constantes: por eso hemos creado Mujeres Libres, con la seguridad de que somo muchas y el convencimiento de que no podemos mirar a otro lado ni aguantar.

Nunca hemos sido sumisas ni lo seremos, pero ahora hemos pasado de la resistencia a la lucha.

Contra el patriarcado y toda autoridad,

Mujeres Libres Madrid